domingo, 21 de octubre de 2012

185.

Y no entiendo por qué estoy sentada en mi sofá mirando las estrellas, porque la abuela siempre decía que cuando alguien muere se va al cielo. Todas las noches desde hace más de siete años hablo contigo, al menos, lo intento, espero que me escuches. Y ojalá pudiera abrazarte, saltar entre tus brazos como hacía de pequeña. Necesito que me expliques el mundo, que me apoyes, que me ayudes a controlar mi vida. Daría lo que fuera porque pudieras volver.

2 comentarios:

  1. muy emotivo... Muchas veces la gente dice que siempre estará ahi para nosotros, pero a veces cuando más los necesitamos es justo cuando no los tenemos al lado..

    ResponderEliminar